Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

La negociación en el Consejo de Salarios del sector privado comenzará la semana próxima con posiciones bien antagónicas de empresarios y trabajadores.

Pit-Cnt deja claro que no se siente atado por los lineamientos del gobierno. Foto: M. Bonjour

Las cámaras empresariales le presentaron un documento el miércoles al gobierno en el que se señala que “las empresas en general no están en condiciones de asumir mayores compromisos que el mantenimiento del salario real actual”, pero el Pit-Cnt buscará aumento en “todos” los consejos y se moverá con “total libertad” con respecto a los lineamientos elaborados por el Poder Ejecutivo, dijo a El País Marcelo Abdala, secretario general de la central de trabajadores.

La reunión del Consejo Superior de Salarios del sector privado del miércoles evidenció un cambio radical en la inicial reacción positiva del sector empresarial a los lineamientos oficiales en materia salarial. Las cámaras empresariales presentaron un documento para que constara en actas, al que accedió El País, que hace un diagnóstico sombrío. “El momento que le toca vivir a la economía y a la sociedad uruguaya es altamente desafiante. El escenario del entorno económico externo muestra ya muchas dificultades y en los próximos meses será probablemente más complicado, con menor demanda de los principales socios comerciales, precios de venta inferiores de los productos que fabricamos, y subas en las tasa de interés”, dice el documento.

Para los empresarios, en Uruguay ese panorama complicado se agrava por el deterioro del nivel de competitividad de la producción nacional, los elevados costos de producción provocados en parte por las altas tarifas públicas, la falta de infraestructura adecuada, la carga impositiva, las limitaciones en la inserción internacional y los problemas climáticos. “Es más, varios sectores relevantes de la actividad económica, desde hace dos o tres años comenzaron a perder empleo a tasas muy altas, que incluso se están acelerando en los últimos meses a una velocidad preocupante”, advierte el documento.

En este contexto complicado en el que está cayendo el empleo, según los empresarios, “no es razonable seguir pensando en parámetros que impliquen un mayor crecimiento del salario, sino en medidas que ayuden a controlar y revertir la situación creada, manteniendo los niveles salariales alcanzados y cuidando el nivel de actividad y empleo en las empresas, contribuyendo a su sostenimiento”.

Los empresarios van incluso más allá y consideran que el incremento de los salarios que el gobierno aconseja para el primer año de vigencia de los convenios resulta “muy superior” al que establecían los lineamientos de la anterior ronda de negociación, cuando el contexto económico era más favorable que el actual, lo cual no es coherente con las dificultades planteadas y puede tener “consecuencias altamente preocupantes” para el nivel de empleo.

Las cámaras son especialmente críticas con la idea del Poder Ejecutivo de que los sectores de actividad se autoclasifiquen, según la situación en la que están, como “en dificultades”, en situación “intermedia” o “en crecimiento”. Consideran que es una iniciativa “de compleja aplicación”.

“Dentro de los lineamientos no existen elementos suficientes ni claros para que las partes no tengan dudas respecto de la ubicación de la rama de actividad respectiva. Esta ambigüedad es crítica, porque las diferencias en los porcentajes de aumentos en la categorización de los tres sectores son importantes”, entienden las cámaras.

Hay otro cuestionamiento de fondo de las cámaras a las pautas del Poder Ejecutivo. Los lineamientos oficiales establecieron que se darán incrementos diferenciales a los salarios de menos de $ 15.000 de trabajadores que tengan semanas de trabajo de 40 horas. Sin embargo, la Cámara de Industrias y la de Comercio, que llevan la voz cantante en el Consejo Superior de Salarios del sector privado, entienden que debería tomarse como parámetro una semana laboral de entre 44 y 48 horas como base para los salarios de referencia porque “es el horario común en la actividad privada”. El trabajo de las cámaras recuerda que “es el régimen semanal que se considera en general a los efectos de la asignación del valor unitario de la hora de trabajo”.

El documento de los empresarios termina con una advertencia. “Los objetivos fijados son compartibles en general, pero los lineamientos como tales no son acordes a los mismos, dado que no contemplan que la situación de las empresas, en el contexto nacional e internacional actual, solo admiten un mantenimiento del salario real, de sus trabajadores, ya que de lo contrario un nuevo crecimiento podrá afectar gravemente los niveles de empleo y puestos de trabajo”.

El Pit-Cnt se muestra desafiante.

El secretario general del Pit-Cnt, Marcelo Abdala, aseguró que la central sindical entiende que si bien hay algunos sectores en dificultades, está en condiciones de buscar aumentos salariales en términos reales en “todos” los sectores de actividad. Según Abdala, los sectores manufactureros en problemas requieren una política industrial de apoyo y no solucionarán sus problemas de competitividad con lo que se acuerde en los Consejos de Salarios.

Abdala aseguró que la central se moverá “con total libertad” de los lineamientos oficiales y quizás ni siquiera ingrese en la discusión de la “autoclasificación” que propone el gobierno. Según Abdala, si el gobierno no lograse desacelerar la inflación, todos los sectores (con independencia de cómo se autoclasifiquen) estarían “en riesgo” de perder salario en términos reales.

Abdala también se pregunta si el gobierno estaría dispuesto a modificar los lineamientos que planteó en caso de que el Producto Interno Bruto se expanda más de lo previsto. “La discusión de los criterios del Poder Ejecutivo culminó. Ahora nosotros tenemos nuestros criterios”, enfatizó Abdala. Si hay acuerdo para determinado convenio entre sindicatos y empresas, el Poder Ejecutivo no tiene capacidad de dejarlo sin efecto, recordó Abdala.

Tampoco descartó que en los consejos se discuta la reducción de la jornada laboral.

Sin cambios en los correctivos:
La central sindical le preguntó al gobierno si está dispuesto a que los correctivos por inflación se apliquen al año de vigencia de los convenios y no al segundo como establecen los lineamientos del Ejecutivo pero la respuesta fue negativa, contó a El País el secretario general del Pit-Cnt, Marcelo Abdala. La central cree que al corregirse los desvíos recién al segundo año, los trabajadores demorarían más que hoy en recuperar el salario perdido. El gobierno descartó más cambios.

Fuente: Diario El País

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Compartir en redes sociales:
Facebooktwittergoogle_pluslinkedinFacebooktwittergoogle_pluslinkedin